la dgt pretende rebajar los limites de velocidad - grupo montalt

La DGT pretende rebajar los límites de velocidad

Los límites de velocidad de la DGT para 2018 van a sufrir una rebaja sustancial. Es cierto que queda poco año, pero se considera suficiente para intentar revertir el ascenso de la siniestralidad en carretera de los últimos años tomando nuevas medidas que implican una circulación más lenta.

No obstante, estos límites de velocidad en 2018 solo afectarán a las carreteras secundarias. En principio, contando con la información de que disponemos, las autovías y autopistas, igual que la circulación en ciudad, permanecerán tal cual están ahora mismo.

No obstante, según ha afirmado el director de Tráfico, Pere Navarro, también se va a aumentar el número de radares de carretera. Está claro que, para perseguir la elevada siniestralidad, estas van a ser las principales medidas en lo que queda de año y probablemente también en el siguiente.

La reducción de los límites de velocidad de la DGT en 2018

La nueva dirección de Tráfico busca reducir los accidentes de circulación con sus dos medidas estrella, rebajar los límites de velocidad y ampliar las sanciones frente a los excesos en carretera.

En esta línea, Pere Navarro ha propuesto a la Comisión de Seguridad Vial del Congreso que la velocidad máxima en carreteras convencionales y secundarias sea de 90 Kilómetros por hora con un criterio unificado en todo el territorio nacional.

Lo cierto es que esta reducción de los límites de velocidad en vías secundarias no es muy elevada. Actualmente, la máxima es de 100 kilómetros por hora en carreteras con arcén de 1,5 metros.

La mayor parte de accidentes en carretera se produce en vías secundarias

carretera secundaria - grupo montalt

A tenor de los datos con los que trabaja la DGT, el 76% de las víctimas mortales en accidente de tráfico se producen en carreteras secundarias. Por eso, Pere Navarro reconoce el esfuerzo de sus antecesores al frente de la dirección de Tráfico y se propone seguir con él para rebajar los límites de velocidad.

Si miramos hacia la Unión Europea, tan solo Polonia, Alemania, Rumanía, Irlanda y Austria mantienen límites de velocidad en carreteras secundarias de 100 km/h. Sin embargo, el resto ha apostado por los 90 km/h e incluso los 80 km/h.

Según Navarro, Francia ha logrado reducir las víctimas mortales con esta medida durante tres años consecutivos rebajando el límite máximo a 80 km/h. A raíz de los datos, en los últimos tres años se han reducido en un 8,4%, un 9,3% y un 5,5% respectivamente.

Crece el número de radares en carreteras secundarias

radar - grupo montalt

Sin embargo, reducir los límites de velocidad en 2018 no será la única medida que va a implementar Tráfico para reducir la mortalidad y siniestralidad en vías secundarias. También crecerá el número de radares de control de velocidad que, según Navarro, en España se reducen a 1000, mientras que países de nuestro entorno como Francia o Reino Unido ascienden a 4000 y 7200 respectivamente.

De momento, Tráfico se plantea aumentar hasta los 2800 radares, con una tasa de 60 por cada millón de habitantes si se fija en el ejemplo francés. Y es que España está muy retrasada en este sentido, con 19 por cada millón de habitantes, muy por detrás de las naciones europeas. Eso sí, estos números no incluyen los radares de policía local y autonómica de tráfico.