Las claves para una conducción óptima por ciudad

Las claves para una conducción óptima por ciudad

Un alto porcentaje del tiempo que estemos frente al volante de nuestro coche, la pasaremos circulando por nuestra ciudad o en diferentes cascos urbanos. Conducir por ciudad no es una tarea fácil y si estamos hablando de grandes ciudades, la situación añade mucho estrés al hábito de conducir.

Conducir es una actitud, es decir, de cómo nos encontremos emocionalmente repercute activamente en la manera de circular con nuestros vehículos. Circular por ciudad requiere tener toda nuestra atención al volante: peatones, aparcar, roces tráfico, atascos… todo esto puede ocasionar problemas de atención y seguridad.

Por ello antes de determinar algunas claves para realizar una conducción óptima por ciudad es necesario incidir en el hecho de coger nuestro coche, solo si estamos preparados y capacitados para ello: estados de nerviosismo, cansancio o sueño deben ser suficiente razón para dejar el coche aparcado y buscar otra solución de transporte. Conducir es una responsabilidad ante nosotros mismos y los demás conductores, debemos de ser honestos y tomar la mejor decisión.

Conduce mejor por ciudad

Todos tenemos una manera distinta de conducir, el paso de los años, la experiencia y confianza nos equipa con ciertas manías, trucos o soluciones que probablemente no sean las más efectivas para conseguir una buena circulación en ciudad. Veamos algunos puntos clave importantes, que nos ayudarán a tener una óptima pericia al volante en ciudad:

  • En primer lugar debemos de centrarnos en la puesta en marcha o arranque del vehículo. Muchos usuarios realizan esta tarea de manera incorrecta con acelerones y prisas. La forma correcta de poner en marcha nuestro vehículo es con un suave arranque, en gasolina iniciar la marcha a continuación y en los diésel esperar unos segundos.
  • Una conducción eficiente pasa por desarrollar una velocidad uniforme, sin cambios bruscos de velocidad y frenar suavemente. Estaremos en contacto con muchos vehículos por ello es necesario mantener una conducción regular sin sobresaltos.
  • Respeta el orden de circulación, señaliza con mucha antelación, se prudente y adelántate a las situaciones con el fin de añadir agilidad a la circulación.
  • Aunque probablemente los peatones tengan parte de irresponsabilidad en sus actos, se ha de tener un especial cuidado, mantener la seguridad vial nos obliga a desarrollar una velocidad por ciudad lenta y pausada, o que nos permitirá reaccionar con reflejos ante cualquier situación relativa a los peatones.
  • La ciudad no es tuya, esto quiere decir que no se puede aparcar donde uno quiere: en doble fila, carril Bus etc, por respeto a los demás y a la seguridad de todos, es necesario contemplar la circulación en ciudad como una tarea comunitaria en la que todos debemos de aportar facilidades.

Con todo esto la conducción por ciudad se vuelve más fluida y segura, aunque no elimina el cansancio y el estrés que, a día de hoy, supone circular por las urbes. De nosotros depende desarrollar una actitud positiva y tranquila para optimizar la conducción en ciudad.

La mayor oferta de vehículos de ocasión, junto a un gran equipo de especialistas y la más amplia gama de servicios.

Grupo Montalt: 45 años a tu servicio