conduccion eficiente por ciudad - grupo montalt

Conducción eficiente por ciudad

Conducir por ciudad no es lo mismo que hacerlo por carretera. Aunque vamos a menor velocidad, el coche debe someterse a más esfuerzos, aceleraciones y frenazos, y exige de nosotros una mayor y más constante atención. Por eso, desde Grupo Montalt queremos darte una serie de consejos para realizar una conducción eficiente por ciudad.

El consumo en zonas urbanas aumenta, y debido a ello,  se suele buscar una conducción lo más eficiente posible. Este estilo pretende reducir hasta en un 20% el gasto, de ahí su nombre de “conducción eficiente”.

Si atendemos a las normas básicas de dicha conducción, hablamos de prestar más atención a la presión y al estado de los neumáticos, a la carga, y especialmente a circular a una velocidad que sea uniforme a bajas revoluciones, o que cuente con marchas largas. Así como evitar el uso del aire acondicionado. Es decir, es una conducción económica que reduce gastos manifiestos.

¿Cómo se conduce eficientemente en ciudad?

Una buena parte de este tipo de normas suelen parecer complicadas de cumplir en el ámbito urbano, que es un entorno en el que se realizan paradas continuas y arranques, así como de circulación a baja velocidad.

Lo primero que tenemos que tener en cuenta es que, para conducir en ciudad, hemos de tener la actitud al volante adecuada para evitar el tener estrés, y así poder circular de manera más tranquila.

También es importante distinguir entre conducción eficiente con gasolinaconducción eficiente con diésel. Es decir, no es lo mismo si circulamos con uno u otro vehículo.

Por todo ello, te ofrecemos con una serie de consejos que seguro son de gran ayuda para reducir en un buen tanto por ciento el consumo del vehículo:

Conduce de forma previsora y anticipada

Vital ir mirando con frecuencia los retrovisores y tener un amplio campo de visión. Con ello podemos ir anticipando situaciones de riesgo y poder reaccionar sin brusquedades.

Mantenimiento de una distancia superior de distancia de seguridad

A 50 km/h lo más aconsejable es una distancia de unos 30 metros siempre que nos sea posible.

Se puede circular también con marchas largas en nuestra ciudad

Una vez arranquemos, es aconsejable pasar a segunda en unos dos segundos, a partir de 30 km/h se pasa a tercera y la cuarta a partir de 40 km/h. En avenidas o calles anchas se puede cambiar de forma más rápida.

En las paradas que duren más de un minuto, lo mejor es apagar el motor

Con cada vez más frecuencia vemos en nuestras calles y carreteras el sistema Start & Stop, el cuál evita esta operación. En caso de no contar con esta tecnología, lo mejor es parar el motor para así no contar con emisiones innecesarias y gastar combustible.

Anticipación de la ruta

Lo mejor es informarse de las alteraciones que pueda haber en la circulación habitual, y de la situación que haya en cuanto al tráfico, algo que también vale para la ciudad.

Aparcar de manera tranquila

Antes de comenzar el aparcamiento hay que mirar el espacio con el que contamos, y si podemos hacer las maniobras de la forma más rápida posible, con ello utilizaremos menos el cambio y el coche reducirá su consumo.

conduccion eficiente por ciudad interna - grupo montalt

Cómo conducir un coche de gasolina

Como ya hemos comentado, conducir un coche de gasolina de forma eficiente tiene sus particularidades. Por ejemplo, es bueno pisar el embrague al arrancar para desacoplar la caja de cambios. También se recomienda usar la primera marcha para poner el coche en circulación, y subir a segunda de forma inmediata. Además, para cada cambio, hay que observar que el motor no se eleve de 2500 rpm.

Por supuesto, hay que evitar acelerones, frenazos, etc. Es decir, lo mejor es la velocidad constante.

Cómo conducir un coche diésel

En lo referente al vehículo diésel, es recomendable cambiar de marcha al alcanzar un máximo de 2000 rpm, y aprovechar siempre las marchas largas y bajas de revoluciones para ser más eficientes. Se debe mantener velocidad uniforme y usar el freno motor, con la marcha engranada para gastar menos freno.

Como has podido ver, con unos sencillos consejos, podemos llegar a ahorrarnos unos buenos euros al año en combustible. ¡Buena conducción!